Archivo de la etiqueta: educación digital

Ejercicio de inglés

Tal vez ya no tengo mucho problema para leer cualquier cosa en inglés. Por último, en el más extremo de los casos recurro a intentar entender el contexto y por último si ya me la gana, ocupo un diccionario o alguna herramienta online.

En general, me considero buen “lector” de inglés, pero aún me cuesta un poco escribirlo, más me cuesta escucharlo y pero aún, hablarlo.

Aún cuando el origen del idioma no es algo que comparta plenamente, no puedo pretender tapar el sol con un dedo y pensar en emplear otro idioma más universalizado que el inglés.

Prácticamente todas las máquinas digitales tienen el inglés como idioma base (las BIOS de computador por ejemplo), incluso hasta los electrodomésticos. Además, el software, la documentación, las listas de correo, los chats, etc… casi todo es inglés primero (y “localizado” después).

Me he dado cuenta, que muchos errores de novatos frente a un PC, en parte es por ignorancia del inglés. Es cierto que la mayoría ni lee los diálogos y le dan siguiente->siguiente->siguiente a todo, pero hay muchos otros recelosos que no instalan cualquier cosa o les da temor “condorearse”(*) el PC, menos cuando se topan con el dialogo en inglés, entonces hasta ahí quedan.

A veces las instrucciones más simples, desde archivos de ayuda (típico README, leame.txt, …) hasta complicados lenguajes de programación, pasando por lineas de comandos (y comandos de ayuda) son incomprensibles.

¿Porque tenemos este nivel de inglés en chile?

Francamente, creo que es reflejo de nuestro pobre sistema de educación. Aún cuando estudié en un colegio “Particular Subvencionado”, varios ex-compañeros con los que hablo a veces no entienden términos en inglés sumamente sencillos (ahi se nota quien puso atención en clase 馃槢 ), me piden ayuda hasta para registrarse en páginas web. Si no fuera porque Facebook se localizó en español, uff… o cuantas veces me han preguntado “¿Hago click en NEXT o en CANCEL?”, o cuantas minas pedían ayuda para “hacerse un fotolog”

Rompiendo la maldición de la Ventana de colores

Windows Vista imposibleAsí como soy un feliz usuario de Software Libre, también ocupo cosas propietarias. No son cosas excluyentes. A veces leyendo varias publicaciones, libros, blogs, revistas, foros, queda la sensación de que la idea de libertad del software muchas veces se impone por sobre el desarrollo del software mismo o peor aún, sobre los intereses de los directamente afectados: los usuarios.

También es frecuente que digan que quienes defendemos el software libre generalmente lo hagamos ridiculizando al rival de siempre: Microsoft. Me incluyo (y me disculpo), la imagen es una ironía evidente. Pero lo hice a propósito en esta ocasión, pues quiero mostrar el lado contrario de la moneda que el amigo Christian Leal expuso en su blog. En general, prefiero evitar hacer esto pues solo tiene a arrastrar la discusión hacía lo que menos importa. Siempre es y será más valioso concentrar esfuerzos en superar las falencias propias que denigrar al rival. (aclarado esto, pueden olvidar la imagen, si quieren).

Christian dice que muchos de estos trasfondos ideológicos no le interesan en nada al público final. No estoy muy seguro, pero supongamos que así es. Eso no quita, que el publico final comprenda los procesos que hay desde la manufactura del silicio hasta y hacer clicks. Se que no es fácil explicar que los programas son “ideas escritas en código”, pero cualquiera entiende que el yogurt es leche procesada. Es raro porque sin necesidad de saber que proceso exacto es el que convierte la leche en yogurt, los productores de lácteos perfectamente saben cuando el cliente encuentra un sabor más rico que el otro.

En cambio mucha gente no entiende claramente el orígen del software, he sido testigo de gente que cree que el software los hacen los propios computadores y/o que simplemente aparece cada cierto tiempo.

En el caso del software o “ideas escritas en código” proviene de las ideas de los ingenieros, economistas, sociólogos, diseñadores, … profesionales en general, y el mismo público. El público es al fin y al cabo el actor principal en el desarrollo, por eso cuando el usuario comprende que puede intervenir en estas “ideas”, es cuando los beneficios de los cambios llegan más rápido. Ocurre lo mismo tanto en el lado de software libre como en el lado del software propietario.

Es por eso, que la libertad en el software es más que un plus o un valor agregado. Es una poderosa llave para entrar al proceso del desarrollo.

¿Que al usuario no el importa meterse a esas cosas? Claro que sí. A todos los usuarios le interesa tener las mayores prestaciones posibles a un mínimo costo, como con cualquier producto (microeconomía básica). Y cuando escogemos A por sobre B es una de las formas en que decimos que A cumple más que B por menor costo. Pero esta suposición básica implica que el cliente conoce completamente A y B. Para mí, parte importante de los problemas está acá.

Lo que concuerdo plenamente de la discusión en El Francotirador es que a veces los usuarios acaban frustrados, más que nada por el ejercito de desinformantes que atacan cuando se busca ayuda. A veces sin quedarles otra que dejar tirado al ping黫no y volver a donde estaban.
Cuando yo me topo con problemas, tanto en Windows como en Linux, me irritó igual como cualquiera lo haría. Es frustrante cuando cosas simples se tornan imposibles. Por eso es que en base a mis experiencias, termino decantando más por B que por A. En Linux también he tenido pésimas experiencias. Y con pésimas, me refiero a perdidas catastróficas. En esta ocasión, como un usuario más me enfrente a la Ventana de Colores, quedando más frustrado que con cualquier otra cosa.

(Antes de leer el resto, aconsejo un café y/o algo para entretener las muelas, se viene largo)

Visual Studio Express 2008

Como me gusta la programación, me decidí a probar Visual Studio 2008 Expres, que puede descargarse gratuitamente tanto cada programa por separado como el .iso de un DVD. Preferí bajar el .iso.

Instalando Visual Studio me salió un error. Uno de los pre-requisitos era el .Net Framework 3.5, que de hecho venía en el mismo instalador, pero falló. Decidí instalar el Framework por separado, así que me dirigí a la web de microsoft, busque en las descargas, baje el instalador y le hice los clicks correspondientes. Volvió a arrojar un error. Esta vez me salió un mensaje con un enlace, pero no se podía clickear ni copiar (quien habrá sido el genio?).

Escribí la url a mano (que no era corta ni fácil de recordar), llegando a una página de ayuda de microsoft. ¿Se han fijado que nunca la situación que le ocurre a uno está descrita en la ayuda? Esta vez no fue la excepción.

Intenté en vano mirar el Visor de Eventos. Encontré el mensaje de error, pero era absolutamente incomprensible, no por el idioma (como suelen caerse muchos al leer mensajes del sistema), sino que apuntaba a no se que componente que no se que cosa hacía, pero debo contactarme con el administrador del sistema (que SOY YO MISMO!!!).

Decidí buscar ayuda, por lo cual copie el código del error en Google, y llegue al blog de los desarrollares del .Net Framework, quienes anunciaban con bombos y platillos su última versión.

Curiosamente, encontré a otras personas en la misma situación consultando en el blog, y los desarrolladores contestaban que lo “van a estudiar”, que por mientras intentásemos instalar el framework por separado y luego visual studio (duh!).

Me sentí pinponeado*.

A la basura el DVD.

El Windows Vista Service Pack 1

Hace poco rato salió el Service Pack para Windows Vista. También lo baje, suponiendo que podría subir un poco el rendimiento y mejorar en algo (se supone que para eso son las actualizaciones).

Fue más simple, lo baje, le hice sus clicks, llego hasta cierto punto y me mando un error. Nuevamente busque las sugerencias de ayuda del mismo error y llegue a una página que describía lo importante que es enviar a Microsoft información sobre las instalaciones, ni rastros de soluciones, ni disculpas por el error.

Actualizaciones automáticas

Pero ahora me ocurrió algo que ya no logro entender. ¡Había una actualización automática que después de instalada volvía a aparecer! Entonces decidí buscar que ocurría, y llegue a otra página de Microsoft donde decía que la actualización problemática había sido retirada. ¿Por qué sigue apareciendo entonces?

Problemas con terceros, suma y sigue

Hace más tiempo, tuve problemas raros con ciertos programas de terceros, que según los productores, eran compatibles con Windows Vista. En particular tuve problemas con Safari y Flashget. El primero se caía al abrirlo y el otro al ejecutar una descarga (con el navegador que fuera).

Intenté repararlos mirando el Visor de Eventos. El de Safari decía que había un problema con Webkit.dll, el otro no lo encontré en el visor. Decidí desinstalar Safari, todo el software Apple, borrando además todos los archivos asociados a Apple en el perfil de mi usuario (cosa que no cualquiera sabe hacer). Nada, seguía igual.

En esa ocasión no tenía tiempo de hacer una instalación limpia, así que tuve que recurrir a instalar un Máquina Virtual con Windows Xp (con el consumo extra de recursos asociado a ello).

Ahora decidí probar una instalación 100% limpia de Windows Vista, incluso sin los drivers (en caso de que fueran incompatibles). Me ocurrió lo mismo con el framework, el service pack y las actualizaciones automáticas. Safari y FlashGet funcionan correctamente. Eso demuestra que no eran esos programas en particular los que tenían fallas (ocupé los mismos instaladores).

Otras asuntos más cotidianos

Mi mamá, a pesar de que se lo dije en TODOS los tonos, se compró un computador “barato” en una multitienda. Venía con Windows Vista Starter. Su idea era tener un computador básico para escribir sus documentos, y de vez en cuanto navegar en Internet.

Hay que aclarar que mi mamá es una persona que podría representar a un usuario novato que aún no se ubica completamente en el escritorio, de hecho aun confunde los controles de las ventanas con la barra de tareas, el escritorio y otras ventanas. Es necesario mencionar, también que sacó un curso de Ofimática (no mentira, sacó un curso de Word 2000 o XP). Lo aprobó con un 7.0. Más que eso, su experiencia de usuaria de Windows XP es mínima. En Vista derechamente se perdió. Podríamos decir entonces que califica en el caso de “no me interesa saber como funciona, solo quiero que lo haga”.

Como buen hijo, le he enseñado como moverse en el escritorio, para que pueda escribir sus documentos. Mi hermano decidió que lo mejor era que usara Office 2007, por ser bonito e “intuitivo”. OK, me dió mismo.

Mientras escribía, a veces necesitaba que si el texto dentro de una tabla se hacia otra hoja, que entonces se repitiera el encabezado de la tabla en la siguiente. Como no sabía hacerlo, decidí buscar en la ayuda. Lo encontré, decía exactamente lo que quería hacer, así que seguí las instrucciones, haga click allá, escoja acá, presione aquello… ¡Pero “AQUELLO” no estaba!. ¿Intuitivo? Claro que sí, tuve que usar la intuición y la suerte para encontrar la opción porque no estaba donde la ayuda decía. Mi mamá quizás todavía estaría buscándola o probablemente habría terminado escribiendo un pésimo documento.

Finalmente logró escribir sus trabajos, entonces llegamos a una acción que no puede ser más cotidiana: Imprimir. Mandó a imprimir su trabajo (instalamos la impresora en red con otro PC). Extrañamente salió cortado el pie de la hoja. Después de mucho configurar tanto la hoja en word como en a impresora, y guardando las opciones en forma predeterminada, logré mandar a imprimir. Le dije que la próxima vez que quisiera imprimir una hoja similar, que ocupara el documento anterior, lo guardara como uno nuevo, borrara el contenido y finalmente escribiera, al mandar a imprimir ya estarían las opciones bien puestas.

Entonces siguió trabajando sola. Cuando volví tenía otro problema, me mostró las hojas impresas, y salieron “como en zigzag”. ¿Estará fallando la impresora? No, no era la impresora, probe con páginas de purba, textos, dibujos, todo ok. Tuvimos que convertir el documento a PDF, copiarlo en un pendrive y mandarlo a imprimir en el otro PC, así salió bueno. Al menos acá a mi mamá se le ocurrió probar con otro PC (¿y si no tuviéramos otro?).

¿Que ocurre?

Al igual que Francotirador, me enfrente a un desarrollador irresponsable, pero en mi caso ni siendo un genio tengo como arreglar el problema, pues no hay libertad para examinarlo. Tendré que esperar a que ellos descubran las falla (si tienen voluntad de hacerlo). Mi libertad me permitió solo llegar hasta un tímido reclamo.

Tuve la experiencia cercana de un usuario representativo (mi madre), sin Educación Digital. Yo no soy pedagogo tampoco (ella sí lo es). Siento que a veces soy como el dueño del auto enseñándole a manejar a un hijo (¡Mira el camino!, ¡frena!, ¡pone atención!, ¡dobla para allá!, …), supongo que se entiende. Estando al lado de mi mamá entendí varias cosas, entre ellas que no sabe buscar ayuda, no sabe como pedirla, no sabe donde pedirla o buscarla y le hace caso a cualquier cosa que se le pone en pantalla. Algunos se aprovechan esto en su propio beneficio, dando poro lugar a la confianza.

También tengo la experiencia de años de muchos usuarios desesperados preguntando en Foros y Blogs. Entre ellos hay de todo, gente amable, considerada, voluntaria, trolls, engreída, empática, impaciente, humildes, petulantes, fanboys, irresponsables, … Aplicando siempre la misma fórmula: “ser amable, preguntar datos de los problemas en forma precisa, responder solo con argumentos o mi experiencia” lamentablemente no siempre funciona, a veces algunos terminan contentos, otros frustrados. A veces las discusiones por problemas técnicos terminan en asuntos valóricos o personales. Pero es muy gratificante cuanto te dicen “Oh! excelente, ahora puedo hacer lo que quería, muchas gracias”, aunque sean los menos.

Otra grandiosa experiencia que tuve para interactuar con público (informáticamente hablando) fue en Flisol 2007 Santiago. Fue maravilloso haber podido dar a conocer que Linux es una estupenda plataforma para juegos. Supuse que su mayoría, los asistentes al evento eran alumnos del mismo Departamento de Informática. Cuando realmente me sorprendí, fue al acabar mi exposición. Me vi en una sala abarrotada de público, sentados hasta en el pasillo. Luego, conversando con algunos, encontré alumnos de colegio y varias otras personas que no tenían nada que ver con mi carrera. El interés es real, y es creciente.

Entonces, no puedo decir que “la gente” o “los usuarios”, ni de Windows, ni Linux, ni de OSX sean flojos, cómodos o que muchos problemas son en definitiva su culpa. Yo diría más bien que no tienen siempre tienen una educación completa, que les permita decidir. Aprenden generalmente por tener alguien cercano enseñándoles: pariente, amigo o profesor. Tampoco puedo decir que a Windows le falta mucho para ser fácil, ni tampoco puedo decir que Linux no se ha medido con la misma vara respecto a sus pares. Sin duda en el mundo libre, la curva de evolución ha sido empinadísima, tanto que me sorprendo día a día como todas las peripecias que tenía que hacer antaño para hacer mis tareas ahora tiene pasos sumamente simples. No hace falta montar un pendrive en consola o desmontar un cd para sacarlo, ni comandos extraños para realizar tareas cotidianas.
Lo malo es que si a un usuario novato no “se le ocurre” que para instalar un programa debe bajar un instalador, hacerle clicks y decidir varias cosas, tampoco veo como podría “ocurrírsele” buscar un paquete en un manejador de repositorios. Si podría decir que intentar dejar A para adentrarse en B puede ser difícil, sobre todo cuando la situación es que A nos falla pero a B lo desconocemos.

Mi mamá calificó con un 7.0 en su curso de Word, y en la práctica no le sirvió para nada. Hace muchísimo tiempo, trabajaba muy seguido en un programa hecho a medida que funcionaba en MS-DOS, ¡¡¡Sí, esa feísima consola endemoniada!!!, y trabajaba en ese programa sin ningún problema, ya que ese programa fue desarrollado según sus requerimientos, y era el mismo desarrollador el que le enseñó a trabajar con él.

Lamentablemente no todos los usuarios tienen la suerte de tener al ingeniero al lado, o a un amigo, pariente o profesor.

Como dije en allá en el blog de Francotirador (y agradezco que me lo haya destacado :D), “Siento que estamos como en una época donde llegaron muchos autos a Chile y no habían normas de tránsito, pero ahora con tecnologías de información“. De hecho, en este minuto, podrían ir a ver en cuantos colegios se pasan normas del tránsito (entiendo que es obligatorio).

Bueno, no sigo más, tengo que reiniciar, permiso…

* Pimponeado: Lanzado de un lado a otro en forma cíclica.